Casi por casualidad acabamos en Playa Palomino, en la región de La Guajira. Nos habían recomendado ir tantas veces como nos habían recomendado lo contrario. El día antes de ir, un chico nos dijo que estaba lleno de mochileros europeos, y que no merecía la pena. Lo cierto es que no sabemos, después de todo, cómo acabamos allí.

Sí, Palomino es un pueblo que está empezando a despuntar como destino para mochileros, pero es que no es para menos. Es un pueblo pequeño a los pies de Sierra Nevada donde los precios siguen siendo prácticamente locales. Con un río rodeado de la fauna y flora de típica de la jungla, que desemboca en una playa paradisíaca de arena blanca, ¿qué más se puede pedir?

Dónde está Palomino

Está en La Guajira, en el Caribe colombiano, justo aquí:

palomino

Imagen de Wikipedia.

Cuándo ir

Palomino tiene un clima húmedo tropical con temperaturas media de 24ºC durante todo el año. Aunque la temperatura es bastante regular, las precipitaciones son muy variables debido a la proximidad de la jungla y el mar Caribe. Aunque haga calor, es habitual que haya una brisa fresca que baja de la Sierra Nevada, lo que hace más agradable el clima, y algo frescas las noches.

Cómo ir de Santa Marta a Palomino

Desde Santa Marta, salen buses para Palomino cada 15 minutos desde el mercado central (Calle 11, carrera 11). Es el mismo bus que lleva a Tayrona y a Quebrada Valencia. El precio hasta Palomino es de 10.000 COP (Enero 2018). Hay otros buses que salen desde la Terminal de Transporte, pero son más caros. El trayecto son dos horas, y el bus te deja en la carretera general, la “troncal”. De ahí hasta la playa tienes que caminar por una recta 20-30 minutos. Hay moto-taxis disponibles para bajarte a la playa, por unos unos 3000 COP, pero se puede ir perfectamente caminando.

Pincha aquí para ver el artículo sobre Santa Marta

palomino

Imagen de Colombiafacil.com

Qué hacer en Palomino

Tubbing

La actividad por excelencia en Palomino es el tubbing. Alquilas un neumático de camión y bajar por el río Palomino hasta el mar. Las motos que te suben solo pueden llegar hasta un punto, luego has de seguir andando colina arriba. Si decides tirarte desde ahí, el “paseo” dura una hora. Si quieres subir caminando colina arriba, son unos 20 minutos más hasta el Pozo del Caimán. Desde allí la ruta por el río hasta el mar son 2 horas. No creo que merezca la pena el esfuerzo, más teniendo en cuenta que caminar en chanclas por la montaña con un neumático de camión no debe ser muy cómodo.

A lo largo del río se ve un montón de vegetación tropical, aves de varios tipos y monos, así como gente local bañándose o lavando ropa en el río. Una vez llegas a la playa, dejas allí mismo el neumático con todos los demás, y las agencias se encargan de repartírselos de nuevo.

El precio por la actividad debes regartearlo bien. Te pueden pedir hasta 35.000 COP por persona, y te ofrecen un guía acompañante. Es totalmente innecesario que vaya alguien contigo, a no ser que quieras charlar con él y conocer cosas de la gente local. Nosotros sin mucho regatear conseguimos pagar 15.000 COP por persona con la moto de subida incluida.

palomino

Imagen de Seecolombia.travel

Otras actividades en Palomino.

Tampoco te voy a engañar, no hay demasiadas opciones además del tubbing. La playa realmente invita a que pases allí tiempo leyendo un libro, tomando algo o escuchando música. Lo que no te recomiendo es que te bañes, porque las corrientes en el mar son bastante fuertes. Tienes al lado el río, ¡no te arriesgues! 🙂

Puedes hacer un trekking por Sierra Nevada, o visitar alguna de las tantas comunidades indígenas que habitan por la zona. Si te gustan los aves, es una buena zona para avistarlas, incluso hay agencias que organizan actividades relacionadas.

También puedes acercarte a las piscinas naturales de Quebrada Valencia o a Buritaca (en este artículo de Qué ver en Santa Marta, hablamos de éstos lugares), o hacer la mochila y pasar uno o dos días en el parque Tayrona, te damos ideas en éste artículo.

palomino

Sierra Nevada al fondo (cubierta por nubes claro 🙂 )

Dinero: ¡atención!

El cajero más cercano está a unos 20 kms, luego es recomendable que lleves dinero en metálico. Hay al menos un restaurante y una tienda donde puedes pagar con tarjeta. La tienda de doña Marina es un ultramarinos y te pide una compra mínima de 30.000 COP para aceptar la tarjeta.

Pregunta por el restaurante donde se puede pagar con tarjeta y enseguida os dirán dónde está (cerca de la troncal). Seguramente en más restaurantes de la calle de los mochileros se pueda usar tarjeta, pero no lo sabemos. Además, nos dijeron que a veces no hay señal y las máquinas no pueden registrar los pagos.

Enfrente de la parada de autobuses hay una tienda donde se puede cambiar dólares, pero el dueño es un poco usurero y te dará unos tipos de cambio abusivos, ya que sabe que es la única opción. Preguntad a cualquier persona qué tienda es y enseguida os guiarán.

Pincha aquí para leer consejos sobre cómo y dónde puedes esconder tu dinero durante el viaje.

Dónde dormir

La calle perpendicular entre la troncal y la playa, es la calle por excelencia de los mochileros. Hay un montón de hostels, hoteles, eco-alojamientos y algún camping. Vamos, hay para todos los gustos y bolsillos. Si queréis daros un lujo, enfrente de la playa también hay algunos hoteles estilo eco-sostenibles con muy buena pinta.

Palomino está lleno de opciones para mochileros.

Si buscáis por Airbnb también encontraréis alojamientos privados repartidos por el resto del pueblo. Nosotros encontramos unas cabañas encantadoras por 15 EUR la noche. Consiste en una habitación con baño privado, cama doble, mosquitera y ventilador. Todo muy sencillo pero para el precio estaba genial.

¡Si haces tu primera reserva en Airbnb a través de este link conseguirás 25 EUROS de descuento!

Dónde comer

Palomino tiene mucha vida, y entre otras cosas, tiene muchas opciones para comer. Podemos dividirlas en tres zonas: la playa, “la troncal” y la calle que baja de la troncal hacia la playa. La opción más barata es comer en los restaurantes de la carretera general. Hay restaurantes de comida tradicional y de comida rápida, y puedes comer un menú por 10.000 COP o menos.

La opción de la playa sería la más cara, y puedes esperar comer especialidades (sobre todo pescado) por unos 25-30.000 COP. En la calle que baja entre ambas, hay un poco de todo. Todos los negocios están más enfocados al turismo mochilero, y ofrecen mucha variedad de precios y de elaboraciones.

¡Si te ha gustado el artículo, dale al like y síguenos en Facebook 🙂 !

Otros artículos que te pueden interesar

Qué ver en Medellín: la ciudad de la eterna primavera

Paso de ser una de las ciudades más peligrosas del mundo, a ser una de las ciudades más limpias del mundo. Más allá del narcotismo, Medellin es una de las ciudades con más potencial de America Latina.

Guía Parque Nacional Tayrona: cómo llegar y qué ver

Tayrona es un reducto de playas, palmerales, jungla y vida salvaje. En ésta guía te contamos cómo sacarle el máximo provecho a tu estancia.

Qué ver en Santa Marta: la Perla del Caribe

La que dicen es la bahía natural más bonita de las Américas fue escogida por Rodrigo de Bastidas para fundar Santa Marta en 1525, convirtiéndose en la ciudad más antigua del país y la segunda más antigua del Nuevo Contiente.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

 

¿Quiénes somos?

Somos Silvia y Jonás, una cántabra y un asturiano. Ambos nos dedicamos al transporte marítimo internacional y hemos hecho un break en nuestras carreras para cumplir uno de nuestros sueños de la infancia: dar la vuelta al mundo. Actualmente estamos en ruta, y puedes seguirnos a través del blog, otras RRSS y un localizador GPS desde el que vamos enviando balizas.